MSC. SANDRA GARCIA.

LA  COMUNICACIÓN PARA EL FUNCIONAMIENTO GRUPAL

     Cada vez que se empieza un nuevo ciclo académico siempre surge una incertidumbre en cuanto a quienes serán  los participantes y aun mas cuando se acerca la conformación  de un nuevo grupo o equipo  de trabajo pues se desconoce como será la conducta  y colaboración de cada uno de sus integrantes para el logro de la actividades asignadas por el docente. Lo que se desconoce  es que una vez conformado el grupo se debería previo a la actividad asignada, disponer  de unos minutos para mejorar las propias relaciones interpersonales  y convivencia es decir cada integrante debe mirarse a si mismo buscando sus propios patrones de conducta  ya sea expresados por la misma persona  a sus demás compañeros y estos le sirven de reflejo y ayuda o proyectándolo mentalmente solo con la sinceridad de que lo llevara a cabo  como se lo plantee. Todo ello se realizara con el fin de evitar  desviarse del objeto o meta (que es la actividad  propuesta por el docente) con imposiciones, conflictos, que conllevan a la disfuncionalidad del grupo. Ej.: cuando un integrante actúa imponiendo sus ideas  sin importar la de los demás compañeros. Deberá tener conciencia y evitar dicha conducta.

     Posterior a lo anterior, se iniciara el trabajo en equipo este exige valentía, sinceridad y mucha libertad;  y exige también tiempo para ir acercándose  a ese objetivo el cual gira en  torno a un objeto en común; para el grupo de encuentro  el objetivo no es algo exterior a los participantes, sino ellos mismos, las reacciones que ellos observen en si mientras están en el grupo. En resumidas cuentas al  conformar  un grupo en primer lugar cada integrante debe hacerse una autoevaluacion sobre aspectos conductuales que provoquen la desintegración grupal  para que en segundo lugar   se ocupen  de cumplir el logro de su objetivo.

     Por consiguiente cabe señalar que dentro de un grupo  existen las necesidades  interpersonales y es por ello que el autor Shutz (1958) identifica tres de esas necesidades. 1) Necesidad de inclusión: es la que siente cada miembro de verse aceptado, integrado valorado en su totalidad, por aquellos a los que se une. ¿Cómo satisfacer esta necesidad? Se satisface a lo largo  de la existencia del grupo al momento de la toma de decisiones  pues es allí donde se sentirá incluido y no marginado. 2) Necesidad de control: en este sentido cada integrante pone de su parte  para llevar adelante  cada una de sus responsabilidades y aportes para el logro de lo propuesto tratando de ser equitativo. ¿Cómo satisfacer esta necesidad? En el grado en que un miembro entiende y controla lo que pasa en el grupo. 3) Necesidad de afecto: los integrantes del  grupo siempre se inclinaran por la búsqueda  del sentido afectuoso  y de respeto por parte de los demás. ¿Cómo satisfacer esta necesidad? En el grado en que uno se siente apreciado  por el otro.

     Para finalizar  cuanto la comunicación  sea mas de persona a persona, es decir, cuanto la comunicación se aleje mas del personaje, (estatutos, funciones, cargos…) y se centre en la persona, mas probabilidades hay de que sea autentica.